martes, 11 de enero de 2011

Mi pequeña hija mayor

Yo siempre he pensado que mi Bichito era un bebé. Tiene exactamente 17 meses y 22 días. Cuando nació pesó 3120 gramos y midió 49 centímetros, después de casi 18 meses ha ganado casi 7 kilos de peso y casi 30 centímetros, a la espera de confirmar el viernes por la enfermera. Nunca fui consciente de este incremento, me parecía mi bebé, mi pequeña, mi Bichito. Además yo siempre he sido de tenerla en brazos, me encanta cogerla y como llevo 17 meses y 22 días dándola el pecho, la he tenido cada día de mi vida en mi regazo y nunca me ha dado la sensación de cuanto hacía crecido.

El pasado 29 de diciembre nació el hijo de un amigo de mi marido, con 3200 gramos y 49 centímetros, casi igual que mi Bichito. Cuando lo cogí no era capaz de asimilar que mi Bichito llegó a ser tan pequeña como él y de todo lo que había crecido. Al cambiarle el pañal y verle la colita me di cuenta que dentro de poco tendría uno parecido entre mis manos y sería mío, fue una sensación increíble y me di cuenta de las ganas de volver a experimentar aquellos sentimientos.

Cuando llegué a casa me di cuenta que mi Bichito había crecido, ya no podría estar dentro de mi y menos ahora que lo ocupaba su hermano, aunque yo no me hubiera  querido dar dado cuenta.


Como estamos organizando ropas y demás del trastero, el 22 ó 23 de diciembre le dije a mi marido que aprovechara y me subiera el orinal rosa de la niña para que se fuera familiarizando con él. Así que lo pusimos en el baño y cuando la bañaba su padre la decíamos “Bichito, siéntate en el orinal”. No la gustó y decía “No, no, no, no”, hasta me senté yo para que viera como se hacía, pero nada. Una semana o diez días después comenzó a sentarse y le gustó bastante, tanto que un día me encontré a mi Bichito que se lo llevaba al salón. Me costó alguna que otra rabieta que entendiera que el orinal no salía del baño, que era para hacer pis, no para jugar. Así que cada noche, la desnudaba su padre y ella se sentaba antes del baño, la decía “Bichito, haz pis” y hasta la enseñó cómo debía de limpiarse el pepe y tirar el papelito en el orinal.

El sábado pasado tenía la cena hecha, así que fui con ellos al baño y me senté, la ayudé a sentarse en el orinal y la dije “Bichito, haz pipí” y entonces escuchamos cómo salía el chorrillo. Nos quedamos alucinados!!! Entonces ella se levantó, nos tendió la mano, la dimos el papel, se limpió el pepe y lo tiró en el orinal. Estamos boquiabiertos!!! La aplaudimos y las dimos besitos. Después mi marido y yo pensamos que podía ser casualidad, pero estábamos alucinados, nos parecía increíble, estábamos impresionados.

Al día siguiente, el domingo, fuimos de nuevo los dos, la ayudé a sentarse, la dije “Bichito, haz pipí” y ella bajó la cabeza mirando entre sus piernas e hizo pis. Se levantó, su padre la dio papel, se limpio el culo, la dijimos, “No, Bichito, el pepe”, se limpió el pepe y tiró el papel en el orinal. Otra vez!! No había sido una casualidad!!! La aplaudimos y la dimos besitos, sintiéndome orgullosísima por mi pequeña.

Como conozco el pensamiento de la profe de la guarde de empezar a ponerlos en el orinal esta primavera, decidí hablar con ella ayer por la tarde. La conté lo que había pasado y que si había visto a algún niño antes, dado que a mi me parecía que era demasiado temprano, si es que es un mico. Me dijo que no, que ninguno hacía pis en el orinal y que ella sería la primera, pero que empezaría a ponerla a partir de hoy para ver que tal y si estaba preparada para ello ir avanzando, aunque a los demás no empezaría a hacerlo hasta primavera, que fuéramos nosotros poniéndola también. Mi marido me confesó que por la mañana la había puesto, pero que ella no había querido ni sentarse y le había dicho “No”, así que decidimos que cada vez que le cambiáramos el pañal la pondríamos en el orinal.

Como cada tarde, terminé de darla el pecho e iba a cambiarla el pañal, así que nos fuimos al baño, la bajé los pantalones hasta los tobillos, la quité el pañal, la ayudé a sentarse y la dije “Bichito, haz pipí”, volvió a bajar la cabeza entre las piernas y yo escuché un pedo, pero esta vez no escuché el pipí. Le dije a mi marido "Esta vez no", entonces se levantó y mi marido me dijo “Pero si hay pis”, la dio papel, se limpió el pepe y lo tiró al orinal. Nos quedamos de nuevo boquiabiertos. Es increíble que sepa perfectamente qué es lo que está haciendo, con lo pequeña que es.

Así que aquí me tenéis, sintiéndome orgullosísima de mi pequeña, de mi bebé, pero a la vez con la lagrimilla colgando porque siento que se hace mayor. Primero comenzó a andar, luego fue queriendo comer sola (a veces me deja darla de comer y me hace sentirme la mamá más útil del planeta) y ahora con el pis. Cada día se hace más autónoma y nos va necesitando un poco menos. Me ha dado una lección de madurez urinaria, yo la subí el orinal para que fuera familiarizándose con él y así cuando su profe en primavera la pusiera, no le sonara tan extraño, pero jamás pensé que en menos de tres semanas iba a hacer pipí en él. Me parece increíble que haya ocurrido, si es que es tan pequeña!!!


Aunque no venga al caso quería contaros que ayer llamé al ginecólogo y pude ir la misma tarde, así que nos fuimos los tres, aunque esta vez llevamos unos cuentos para que mi Bichito estuviera entretenida y no se le hiciera larga la espera. Tensión bien, más alta que habitualmente 142/75 (más o menos) y mi Embri perfectamente, encajadísimo y muy bajo, como siempre, me dijo el médico que tenía que notar mucho la presión (nos ha jodío, desde el tercer mes!!!). Estuvo enseñándonos la columna, la cabeza, su cara, el abdomen, el fémur y pude verle la colita, aunque muy rápidamente porque no paraba de moverse. Ni con mi Bichito ni con mi Embri supe lo que pesaba hasta la ecografía del tercer trimestre de mi Bichito que aparecía en el papel impreso. Sin embargo, esta vez se me ocurrió preguntarle y el peso aproximado es de 1183 gramos. Guauuuuuuuuuuuuuuu!!! Está hecho un hombrecito!!!! La próxima vez que vayamos a verle, en mi cumpleaños, habrá casi duplicado su peso (mi Bichito pesaba en la semana 34 2,200 kilos), ya tengo ganas de que llegue la fecha.

Mi hijo formándose perfectamente y mi Bichito cada día un poquito más mayor, qué más se puede pedir!!!

39 comentarios:

  1. Enhorabuena Suu, me alegro por Bichito, que mayor, ese momento llega unas vecs antes y otras después dependiendo del niño, he intentado poner muchas veces a la mediana, pero hasta que ha sido el momento no ha querído ni lo ha hecho...pero ya tenía los dos años hechos, creo , ya no recuerdo bien, yo empezaré con mi niña en marzo, ahora hace mucho frío y quiero comenzar y hacerlo continuo no sólo por la mañana o por la tarde...o a una hora concreta...

    Me alegro de que Embri esté bien!!

    ResponderEliminar
  2. Genial por todo!
    Es una suerte que la princesa tenga esos avances y que tu albondiguilla vaya creciendo como debe ser.
    Así me gustan tus post. Con buenas noticias.

    ResponderEliminar
  3. Enhorabuena por bichito, que bien que use ya el orinal, yo al mío le compré el orinal con 18 meses pero sólo lo quiere para jugar, lleva un botón como si fuera la cisterna que le das y suena una música y el coge se sienta le da al botón y baila pero nada más.
    En primavera/verano ya nos pondremos más en serio a ello, porque ahora hace frío todavía.

    ResponderEliminar
  4. Hola guapa, suelo leer tu blog pero nunca comento por falta de tiempo, tengo un bebé que va a cumplir los 10 meses este mes, y es increíble ver cómo pasa el tiempo, si hace poquito tenía 3 meses solamente!! ¿Cómo es que los días y las semanas pasan tan rápido!! Yo tenía fecha de parto de mi peque el 2 de abril, la tuya de embri debe de estar por ahí, verdad?
    Felicidades por los progresos de tu niña. Besitos.

    ResponderEliminar
  5. Mamá cc, la verdad es que sí que estoy muy contenta, nunca imaginé que ocurriera tan rápido. Rengo muchas ganas de ir a buscarla y que su profe me diga si lo ha hecho allí.

    Cartafol, a mi me parece prontísimo, si es que es una enana!!! Yo no la he forzado, no la he dejado tiempo ahí. Se sienta sólo cuando quiere, si no quiere no se sienta y si hace o no hace pis da igual. De verdad que jamás pensé que haría su primer pipí tan rápido.

    Teta, sí que es todo genial, aunque da pena ver cómo se va haciendo mayor y eso que se hará mucho más mayor cuando nazca su hermano pequeño.

    Mis Chicos y yo, el orinal de mi Bichito es muy sencillo, no lleva ningún tipo de artilugio, sólo puede sentarse y ya está. Yo se lo saqué y no le gustó, pero ella sola decidió sentarse, le decíamos que se sentara, pero si no quería, pues nada. Ella sola decidió sentarse y parece que le gustó y la hizo gracia y mira, en unos días hizo su primer pipí.

    Adry, muchas gracias por leerme y por sacar un ratito para comentar. El tiempo pasa muy rápido, verdad? Yo salgo de cuentas el 4 de abril, daré a luz más o menos cuando tu bebé cumpla el año, eso espero!!!

    ResponderEliminar
  6. Q rápido crecen!!!
    A mi me da una pena enorme cd veo a mi julio tan grande y miro atrás y ya no me acuerdo de cd era un bebe. Bueno y si veo los vídeos de cd era u bebito ya ni te cuento.
    Debes estar orgullosisima de tu bichito!!!!

    ResponderEliminar
  7. A mí me pasa lo mismo cuando veo álgún bebé recién nacido (no he vuelto a coger ninguno), los ves tan pequeños que no te acuerdas que tus niños fueran así...y lo fueron! Tienes razón, el tiempo pasa, enseguida se hacen mayores...Al orinal, le temo yo el dia!

    ResponderEliminar
  8. Felicidades!!! Tu bichito es un crack!! Que linda por favor. A mi me alucina lo rápido que crecen y como se pasa el tiempo. Mi pequeñokoala tiene casi 5 meses, ayer la pese por curiosidad y pesa 7550 gr, ha engordado 4 kilos desde que nació!!! A mi me da penita verla crecer tan rápido pero estoy muy contenta de lo mucho que la estamos disfrutando (y ella a nosotros)!!! Tu embri esta hecho un chavalote ya ehh!! Me alegro de que todo este bien. Un besazo fuerte

    ResponderEliminar
  9. aiiii suu si ahora crees que tu bhchito esta dejando de ser un bebe veras cuando tengas el bebe tuyo,cuando nacio Jaime David tenia 2 años y 8 meses ya no era un bebe tampoco un niño mayor pero yo lo veia pequeño era mi niño,mi cosita,cuando estaba en el paritorio y me pusieron a Jaime en la barriga haun con cordon y todo yo solo sabia decir,aii que pequeño,es tan pequeñito,los matrones me miraron y dijero señora este niño seguro que pesa casi 4 kilos asi que de pequeño nada,asi fue peso 3.825 de un poco mas de 37 semanas,no era un bebe pequeño pero yo lo veia muy pequeñin y al llegar a casa con el y ponerlo al lado de David fue como en ese momento David crecio me di cuetna de lo grande que estaba,que era un niño pequeño y no mi bebe,que recuedos...
    bueno como tu bichito y Jaime son del mismo año pues nos toca el orinal para primavera,a mi tambien me lo han dicho ya,la vedad que a mi me va a venir bien poqrue asi lo tnedra mas o menos controlado para la llegada de su hermanit@

    ResponderEliminar
  10. ostras me e dado cuento de que tenia 4 comentarios tuyos de varios dias sin publicar,no se porque no me han saltado en mi correo que es donde yo los actualizo,menos mal que me e fijado en el blog y ya los e publicado jeje,perodon :-(

    ResponderEliminar
  11. Nuestros peques tendrán 50 años y los veremos como bebés... fijo!!

    Que alegría tu bichito!! eso es que ella está preparada. Seguirle el juego un tiempo y a ver que al va... es pequeña aun pero hay muchos bebés que con esa edad ya controlan. Eso que te ahorras en duplicado de pañales!! ya nos cuentas que tal la guarde.

    Por cierto que gracia lo del pepe, para comérsela!! Muy bien Bichito!!

    ResponderEliminar
  12. A mí también me pasa cuando me encuentro en la calle algún recién nacido, se me había olvidado lo pequeña que era!! de hecho cuando veo las fotos de los primeros días me parece increible.
    Son meses tan intensos y al mismo tiempo pasan tan rápido que a veces me da la sensación de no estar enterándome de nada.

    ResponderEliminar
  13. Es maravilloso ese avance. Realmente cuesta creer que fueron tan pequeñitos. Muy bien por Bichito!

    ResponderEliminar
  14. A veces es duro ver crecerlos, porque pasa rapido! Pero disfruta de cada momento!
    Me alegro que este creciendo bien! Un abrazo, me encanto tu blog! Besos

    ResponderEliminar
  15. Que maravilla, si es que son mas listos !!!

    Y me has dado una buena idea, pq a Oliver los reyes le trajerón su primer orinal y no sabia como comenzar. Seguiré tus pasos.

    ResponderEliminar
  16. Mamadejulio, si es que cómo es posible que crezcan sin que nos demos cuenta!!! Me siento orgullosa, aunque ya no quiere sentarse en el orinal, ¿demasiada presión?

    Madredemellizos, es que son pequeñísimos. Pero qué diferencia y qué seguridad se gana a la hora de cogerlos y limpiarlos cuando ya has tenido otro.

    Maria, madre mía tu pequeño koala, cómo crece de rápido!!! Dónde se han quedado nuestros pequeños???

    M@rt@, pues eso es lo que más miedo me da, que para mi es mi bebé y que cuando tenga a mi Embri mi Bichito me va a parecer enorme. No te preocupes por los comentarios, los he visto aparecer de golpe!!!

    Simplemente yo, hombre, nuestros peques sí, pero nuestros bebés? Ayer no se quiso sentar. Si veo que esta semana decide no sentarse le diré a su profe que no la ponga, que mejor sólo en casa y ya cuando lleve más tiempo también allí. Quizá se siente presionada.

    Lamamadeunabruja, es que son tan pequeños que te parece increíble que tu hijo haya crecido tanto y algún día fue así.

    Lulu, a mi me cuesta mucho creer que un día mi Bichito fue tan pequeño, pero si veo las fotos ya alucino!!!

    Berenice, a mi verlos crecer no me parece duro, lo que me parece duro es ver todo lo que ha crecido sin que tú te des cuenta. Muchas gracias, me alegro que te guste mi blog.

    Treintañera con hijo, demasiado rápido

    PATRY, te dejan boquiabierta cuando menos te lo esperas. Me alegro que mi experiencia te sirva y espero que tengas tanta suerte como yo.

    ResponderEliminar
  17. Qué campeona, con lo chiquitina que es y ya haciendo pis en el orinal! me alegro un montón.
    Por otro lado, yo también sigo viendo a mi hijo de siete años como un bebé!

    ResponderEliminar

Seguro que tienes algo que escribir. Sí, sí, eso que estás pensando