miércoles, 14 de diciembre de 2011

Menuda nochecita hemos pasado

Me caigo de sueño, así, tal cual. Los ojillos se me cierran y creo que si parpadeo un poco más despacio, me quedo dormida. Me duele la cabeza, pero sobre todo, la mayoría de los músculos de mi cuerpo. Aunque lo que más me duelen son las piernas.

Terminé la comida de ayer y me fui a casa, les echaba de menos y tenía ganas de verles, además no era lo mismo sin mi compañera de trabajo. Antes me pasé por mi empresa a recoger la cesta de navidad. No eran ni las 18:30 cuando llegué a casa. Me recibieron con los brazos abiertos, mi Pequeñín no se había dormido y en cuanto le puse al pecho, se quedó frito. Ains mi niño, tenía mono de tetita. Tuve que despertarle para que volviera a dormirse después del baño y la cena.

Yo no sé si fruto del cambio de rutina o que también mi Bichito a empezado a toser, pero a eso de la 1:30 se ha puesto a gritar “Yo no quiero dormir”. Y erre que erre con que “Yo no quiero dormir”. No conseguía abrir los ojos y tampoco atinaba a darle un codazo a mi marido, que descansada plácidamente a mi lado. Por suerte, mi Pequeñín dormía al otro lado sin imutarse. Farfullé algo y la dije que se durmiera, pero no había manera, no quería a dormir. No sé en qué momento conseguí que mis músculos me hicieran caso, para alargar el brazo y despertar a mi marido, pero el pobre estaba igual de dormido que yo. Se levantó y la dijo que se durmiera, pero fruto del sueño, ni siquiera se le ocurrió acercarse. Aún así, ella siguió diciendo que no quería dormir y nosotros cabrados porque nos robaba los minutos que su hermano nos regalaba.

Me levanté a tocarla por si acaso tenía fiebre y aunque no era así, sudaba como un pollito. Hablé con ella y no había manera de hacerla cambiar de opinión. Me fui a la cama y siguió, no paraba de repetirlo, además ahora hacía ruiditos como si estuviera lloriqueando. Desde allí la grité que se durmiera, aún sabiendo que quizá mi Pequeñín se despertaría, pero es que me pesaban hasta las pestañas. Al final se volvió a levantar mi marido y negoció con ella, Epi y Elmo tenían sueño y con ese ruido no podían dormir, así que o se quedaba tranquila en la cama o se venían con nosotros. Ay, sin sus muñecos!!! Decidió que lo mejor era quedarse tranquila en la cama abrazada a ellos.

Ya eran las 2:30, hora de la toma de mi Pequeñín, pero hoy, especialemnte hoy, cuando mi Bichito no quería dormir, él ni se inmutaba. Cada noche me despierto sobre esa hora y antes que él, así que estaba totalmente desvelada y no me podía dormir. Sé que si le hubiera acercado al pecho, ni siquiera habría intentado cogerlo, estaba profundamente dormido. Empezó a dolerme las piernas, a tener calambres, así que tuve que levantarme. Me preparé un vaso de leche y escuché de nuevo a mi hija. Me acerqué a verla y vi que seguía sudando, no tenía fiebre pero decidí darla apiretal. La abracé un rato, la besé y se durmió plácidamente. Eran las 3:30 y mi Pequeñín no se había despertado. Me eche a su lado e intenté darle el pecho, aunque poco , comió entre sueños y ya pasadas las 4:00 debí de quedarme dormida, pero seguían doliéndome las piernas.

A las 5:50 mi Pequeñín ya tenía hambre y ya no ha vuelto a dormirse. Esta vez su padre se tenía que levantar para jugar con él y esperar hasta las 7:30 para despertar a su hermana., yo tenía que venir a trabajar.

Tanto mi marido como yo estamos cansadísimos y es que cuando se juntan varias noches de poco sueño, parece que el día se hace más cuesta arriba. Ahora no consigo concentrarme y me cuesta el triple hacer alguna tarea.

Ains, hijos míos, por favor os pido, dejarnos dormir un poco!!!

19 comentarios:

  1. Cesta de navidad?, pero eso no era una leyenda urbana????

    Anímo guapa!, yo también llevo varias malas noches.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Yo llevo así 3 meses...desde el accidente mi Princesa no duerme mas de 3 horas seguidas y aun así hasta dormida grita y patalea. Y juro que no puedo con mi cuerpo! hasta ir al baño se me ha convertido en una acción de alto esfuerzo, ni que decir coger a mis hijos, parezco una niña pequeña, me los llevo al sofá y allí ya los puedo coger.

    ánimo ya es jueves!

    ResponderEliminar
  3. Yo también he pensado lo mismo... todavía se dan cestas de Navidad? jeje Cómete un turrón a mi salud.
    Qué mal se pasa esas noches que no te da para recargar nada. Mi tiempo mínimo de descanso son ¡cuatro horas! que tampoco es tanto, pero las noches que he tenido que reaccionar (dar teta no cuenta) antes de ese tiempo voy como una zombi.

    ResponderEliminar
  4. Aysss el mío lleva unas noches que se despierta así también y al final lo que quiere es agua o hacer pis pero claro no te lo dice, sólo dice que no quiere cama y es realmente desesperante, yo no me imagino lo que tiene que ser si encima a eso le juntas un bebe.
    Mucho ánimo, a ver si esta noche os dejan dormir un poquito más.

    ResponderEliminar
  5. Animo, que es un horror pero siempre pasa...hasta la siguiente racha, pero pasa!

    ResponderEliminar
  6. Ay Suu, te entiendo perfectamente, ciando se juntan varias noches, una no puede con su alma. Ojalá esta noche os den un poco de tregua y consigáis descansar. Muchísimo animo y un besote

    ResponderEliminar
  7. Ay pobre!! estarás agotada!!...espero que esta noche vaya algo mejor!Besos

    ResponderEliminar
  8. eso de dormir...mmm..... ya no me acuerdo bien...quién pilara uno de esos fines de semana de pelis y siestas eternas…..
    pero son tan monos que se nos pasa todo ¿ o no?

    ResponderEliminar
  9. uffff que noche! Espero que esta noche sea mejor, descansa wapa, un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Estas noches así son terribles... menos mal que poco a poco van quedando atrás. Espero que hoy puedas descansar.

    ResponderEliminar
  11. Pues estamos la mayoría igual, benditas noches!!!
    Ánimo guapa, ya veras como pasa pronto, y sino me llamas y entre desvele y desvele pasamos el rato ;D

    ResponderEliminar
  12. LA TETA REINA, pues sí, tengo cesta. Este año la de mi marido no llega, pero, por suerte, la mía continúa… Ánimo preciosa!!!

    London, la verdad es que lleváis una mala racha y está siendo muy duro para todos vosotros. Mucho ánimo preciosa que hoy sí, ya es jueves!!!

    Mimedusa, existen, lo prometo. A mí el turrón sólo me gusta de chocolate y en mi cesta son blando y duro, así que los dejaré para ponerlos en Fin de Año cuando venga la familia a cenar. Suerte es la noche que yo llego a 4 horas, pero hoy he pasado esa cifra!!! De hecho, las últimas noches andaba entre 2 y 3 horas a los sumo y ya estaba un poco

    Mis Chicos y yo, la mía sí te lo dice, que no quiere dormir. Yo creo que no se encontraba bien, pero cuando estás tan cansada cuesta muchísimo reaccionar. Estoy segura que si me hubiera sentado con ella y la hubiera dado unos mimos y un poquito de apiretal, se habría dormido en seguida. Una pena que no me diera cuenta antes, pero es que a veces mis neuronas tienen que descansar que las pobres están explotadas!!!

    Mamareciente, síiiiiiiii, doy fe, esta noche he dormido 5:30 en dos veces, yupyyyyyyyyy!!!

    ResponderEliminar
  13. María, sí, sí, sí, esta noche he dormido 5:30 en dos veces, yupyyyyyyyyy!!!

    Princesa Fol, hoy ya estoy mejor!!!

    Raquel, bueno, yo no soy de muchas siestas y es que soy de dormir poco. Cuando me echo la siesta me cuesta dormirme un montón por la noche, así que al final tengo menos descanso seguido y para mí, es peor.

    Y por fin... mamá, sí, esta noche he dormido 5:30 en dos veces, yupyyyyyyyyy!!!

    Isitabcn, sí, esta noche he dormido 5:30 en dos veces, yupyyyyyyyyy!!!

    Laura, espero que esta noche me dejen descansar igual, porque he dormido 5:30!!! Esta noche ni desvele he tenido!!!

    ResponderEliminar

Seguro que tienes algo que escribir. Sí, sí, eso que estás pensando